Lanzan campaña contra el tabaquismo – Noticias AMAGI
17006
post-template-default,single,single-post,postid-17006,single-format-standard,qode-listing-1.0.1,qode-social-login-1.0,qode-news-1.0,qode-quick-links-1.0,qode-restaurant-1.0,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1400,vss_responsive_adv,vss_width_768,footer_responsive_adv,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-17.1,qode-theme-bridge,bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.5,vc_responsive

Lanzan campaña contra el tabaquismo

Cáncer con Ciencia de la Fundación SALES se ha unido a diversas organizaciones sociales para solicitar que la Argentina ratifique el Convenio Marco de la OMS para el Control del Tabaco. Recomendaciones para la sustitución de cultivos de tabaco

 

 

Cáncer con Ciencia de la Fundación Sales en conjunto con otras diez organizaciones sociales y empresas, lanzaron la campaña Juntos Contra el Tabaco (juntoscontraeltabaco.com), mediante la cual se recolectarán firmas para solicitar al Congreso Nacional que ratifique el Convenio Marco de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

 

En el 2003, la OMS aprobó un Convenio Marco para el Control del Tabaco que fue ratificado por 181 países, pero aún no lo ha hecho la Argentina, donde el tabaquismo causa 44.000 muertes anuales. En dos oportunidades, los legisladores, en el momento en que se presentó el proyecto de ratificación, no lo trataron porque consideraron que ya estaban contempladas varias medidas de las recomendadas por la OMS. Sin embargo, el Convenio es más amplio y se aplica en articulación con la comunidad internacional, además de plantear medidas concretas y con resultados ya probados para erradicar el tabaquismo.

 

Arturo Prins, Director Ejecutivo de Cáncer con Ciencia de la Fundación Sales, destaca que “en la Argentina, el 13,2% de las muertes se debe al consumo de tabaco, y en su mayoría son evitables. Hay más de 20.000 enfermos de cáncer al año por tabaco y se gastan $33.000 millones anuales para tratar las enfermedades que produce el tabaquismo. Las mujeres y los jóvenes argentinos fuman más que los de países en desarrollo. Este panorama hace necesario el tratamiento del Convenio de la OMS para rápidamente revertir esta situación en la que hoy se encuentra el país”.

 

Las organizaciones y empresas que tomaron la iniciativa son Asociación Argentina de Alergia e Inmunología Clínica, Asociación Argentina de Tabacología, Asociación Médica Argentina, Cáncer con Ciencia de la Fundación SALES, CEMIC, Fundación Convivir, Fundación de Pacientes con Cáncer de Pulmón, Instituto de Efectividad Clínica y sanitaria (IECS), SaludArte, Selecciones del Reader´s Digest y Sostén-Asociación Civil.

 

 

Experiencia cercana

 

Uruguay ya ratificó el Convenio. De la mano de su presidente Tabaré Vázquez, realizó una transformación impositiva para encarecer el precio del cigarrillo y debió afrontar un juicio de la principal tabacalera del mundo, Philip Morris, que consideró que se veía afectado su derecho comercial. Un tribunal internacional dio la razón al Estado uruguayo que sostuvo el derecho a la vida.

 

Las disposiciones adoptadas por Uruguay aumentaron la recaudación fiscal y disminuyeron el gasto en salud pública debido al tabaquismo. El presidente Vázquez, que es oncólogo, dijo que “el futuro de los pacientes con cáncer depende en gran parte del lugar donde viven; el 70% de las muertes ocurre en países pobres. Esto es dramático, es uno de los desafíos más relevantes de la salud mundial; el cáncer mató en el siglo XX a más personas que en las dos guerras mundiales. Pero hasta un 50% de los cánceres puede evitarse si reducimos los factores de riesgo: tabaco, exceso de alcohol, mala alimentación, obesidad, falta de actividad física. Es fundamental la prevención y detección precoz. En Uruguay aumentamos el impuesto al tabaco y redujimos de 30 a 9% los fumadores escolares y de 32 a 23% los fumadores adultos; bajamos el gasto de salud, se incrementó la recaudación fiscal y ganamos un juicio a Philip Morris”.

 

El médico oncólogo argentino Eduardo Cazap, ex presidente de la Unión Internacional contra el Cáncer (UIC) y fundador y presidente de la Sociedad Latinoamericana y del Caribe de Oncología Médica (SLACOM) se ha pronunciado por una pronta ratificación del Convenio.

 

 

Reconversión

 

Uno de los principales argumentos de la industria tabacalera es la pérdida de fuentes de trabajo que se generaría en caso de que una baja en el consumo de cigarrillos reduzca a su vez los ingresos de los cultivadores de tabaco. Sin embargo, el Convenio prevé esta situación y ofrece opciones para que éstos no vean reducidos sus ingresos y, más aún, puedan aumentarlos mediante una reconversión agraria.

 

Existen en varios países experiencias de sustitución de cultivos del tabaco que no solamente lograron una mayor productividad, sino que además aumentaron las fuentes de trabajo. En este sentido Prins recordó que “Brasil cultivó mamón y ananá con mayor rentabilidad que el tabaco; en China, 450 familias del municipio de Yuxi incrementaron sus ingresos con otros cultivos; en Kenya, el proyecto “Tobacco To Bamboo” (Del Tabaco al Bambú) mostró que el cultivo de bambú es de cuatro a cinco veces más beneficioso que el del tabaco y 10 veces cuando se utiliza en mueblería”.

 

La página para firmar y apoyar esta iniciativa es www.juntoscontraeltabaco.com

 

#Seguinos en Instagram
A %d blogueros les gusta esto: